¿Qué es convivir?

Una anectoda:

 

germ-1525665_640Una amiga y yo, estabamos cocinando e ibamos a hacer unas arepas. Cuando destapamos la harina y la vertemos en el recipiente, sale una cucaracha muerta. A parte del asco que esto nos produjo, mi amiga -quien es muy pasional- se indigna sobremanera y con la voz quebrada, expresa:

Me molesta como la gente puede ser tan inconsiente. La persona que empaqueto esta harina, no le importa un carajo lo que hacie y sus consecuencias, así no sepa que vaya a pasar, debió haber pensado que esa harina con esa maldita cucaracha iba a llegar al hogar de alguna familia en este país y le iba a arruinar el desayuno. Y lo pudo haber evitado pero le importó una mierda.


 

El verbo del latín convivencia (convívere, convixi, convictum) está formado del prefijo de compañía “cum”, que significa “con”, más el verbo “vívere“, que significa “vivir”. No obstante, este concepto latino implica no sólo vivir con el otro, sino tambien se utiliza para hacer referencia a: comulgar con el anfitrión, comer del mismo plato.

Una de las cosas que me ha causado más ansiedad ultimamente en mi cotidianidad, es darme cuenta de lo poco que las personas saben lo que implica convivir con otros seres en nuestro entorno. Lo que esto realmente es para nuestra existencia.

Dentro de las ciencias sociales, una premisa básica es que somos «seres sociables»; que es imposible vivir aisladamente; que nuestras identidades se construyen en un proceso dialectico entre cómo nos perciben en sociedad y cómo nos percibimos a nosotras(os) mismas(os).

 


te puede interesar: la mercantilización de las emociones


 

Y, aunque parezca muy obvio, cada vez que salgo de mi vivienda e interactuo con la gente, pareciera que no fuera así. El individualismo idiológico propio de la Modernidad en las sociedades Occidentales-capitalistas, ha mermado tan profundamente en nuestro espiritu que pareciera que pensamos que vivimos solos(as) en el mundo, pero con la fantasia de estar constantemente conectados gracias a la Globalización. Y esta es la cuestión, al ser una fantasia -o virtualización- de convivencia, no la vivimos ni creemos realmente.

 

Las personas no han concientizado que su ser y estar en el mundo -por más minima o particular que parezca- no sólo afecta e influye a nuestros más allegados, sino que puede repercutir hasta a los individuos o seres más insospechados y distantes. Claro está, hay individuos o colectivos que saben esto de sobra, y utilizan su influencia para sus propositos propios.

Por eso, comence con la anecdota del principio puesto que da a entender este punto. Hay que empezar a percibir el grado de repercusiones que tenemos en nuestro día a día con el entorno. Las cosas que decimos, hacemos o dejamos de hacer, pueden afectar sin darnos cuenta a cualquier persona.

Lo que quiero decir con todo esto, es que debemos intentar comportarnos de una manera que sepamos que no estamos perjudicando al otro(a) por más distante que parezca -como pudo hacer el trabajador de la anecdota.

Si trabajas con personas, hacer las cosas lo mejor que podamos porque estamos brindando un servicio o producto. Me molesta cuando veo a empleados hacer sus labores a medias o “por salir del paso”, olvidando que, no sólo te estan pagando por eso, sino que estas afectando al usuario(a).

 


te puede interesar: La jerarquizacion en las relaciones sociales


 

No es sólo hacer las cosas bien, tambien es no perjudicar a los demás. Me molesta, por ejemplo, las personas que cocinan en restaurantes o lo que sea, que usan productos vencidos, o de mala calidad, sólo porque es más barato, sin importarle como eso podria afectar a sus clientes.

Aqui en Venezuela se ha ido revalorizando el Cocuy, una bebida alcoholica autóctona del país, puesto que los demás licores estan muy costosas y ésta sale mucho más barata. Entonces, como las personas se han dado cuenta de esto estan buscando venderlo para rebuscarse, la cuestión está, en que muchos ligan el alcohol con otros productos dañinos para el organismo y han causado hasta la muerte de personas. ¿Cómo nuestro egoismo puede llegar tan lejos? En verdad es más importante unos bolivares antes que la vida de cualquier persona.

Tambien, he percibido que la cuestión no es sólo es concientizar nuestro ser y estar en el mundo, sino que tambien es valorizar y corresponder la confianza que nos brindan los que nos rodean. Las anectodas o los ejemplo que escribí previamente, tambien dan muestra de esto. Estas personas no apreciaron la confianza que le dieron los demás al solicitar su servicio o su atención de cualquier tipo. Esto es aplicable a cada situación que se nos presenta, como cuando alguna persona te cuenta alguna experiencia de su vida o como le entregas tu vida a un medico.

En fin, no quiero parecer un libro de auto-ayuda, sólo quiero dar mi perspectiva de una situación que nos perjudica como sociedad, y es una de las cosas que más está jodiendo a Venezuela. Concientizar esto y practicarlo en nuestro día a día nos puede ayudar a convivir sanamente y mejorar nuestro entorno

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.